jueves, 8 de junio de 2017

Submarinos estadounidenses que ya son leyenda.


Submarinos estadounidenses que ya son leyenda
El submarino estratégico de propulsión nuclear 'George Washington'.

Los sumergibles de EE.UU. y los logros de sus tripulaciones merecen especial atención. No en vano, se trata de la potencia naval número uno y su tremendo potencial tecnológico le permite atesorar un rico historial de victorias en distintas épocas. Basta recordar que en 1967 el submarino Greyback del Mando de Operaciones Especiales de la Marina de EE.UU. pudo 'robar' avanzadas minas durante los ejercicios en alta mar de la Marina de Guerra soviética en el estrecho entre Vladivostok y la isla de Ruskiy.

El submarino estadounidense Grayback, (LPSS-574) en 1968

Años después, el mismo submarino pudo subir dos bombas termonucleares en el mar de Ojotsk antes de que llegara el equipo soviético de rescate cuando allí se estrelló un bombardero estratégico Tu-95 (operación Blue Sun, 1976). Incluso terminada la Guerra Fría las incansables tripulaciones de submarinos siguen listas para el combate. A continuación les presentamos algunos de los submarinos estadounidenses más destacados de la historia.

Primer submarino del mundo lanzado en serie: Holland

El submarino estadounidense clase 'Holland': la primera serie de submarinos del mundo
En 1895 el inventor John Philip Holland diseñó un submarino equipado de dos plantas de propulsión: un motor de combustión interna para moverse en superficie y un motor eléctrico alimentado por baterías para desplazarse sumergido. Concebido para la Marina Real Británica, varios de estos sumergibles fueron comprados por Estados Unidos, Reino Unido, la Armada Imperial Rusa y Japón.
Botadura: 1901.
Plantas propulsoras: eléctrica, de combustión interna alimentado por gasolina.
Eslora: 19,46 metros.
Desplazamiento: 125 toneladas.
Profundidad operacional máxima: 30 metros.
Velocidad en inmersión: 8 nudos (14,8 km/h).
Tripulación: 8 personas.


El primer submarino de propulsión nuclear: SSN-571 'Nautilus'

USS Nautilus (SSN-571

"Underway on nuclear power!" ("¡Marchamos con energía nuclear!"). Este histórico mensaje enviado por radio desde el Nautilus cambió para siempre la flota de submarinos, haciéndola verdaderamente 'submarina'. Esta nave protagonizó increíbles hazañas para la época. No en vano, el Nautilus podía pasar meses enteros en inmersión, fuera del alcance de submarinos de propulsión convencional. 

El 3 de agosto de 1958 el Nautilus fue la primera embarcación en llegar al Polo Norte. Por lo demás, al igual que todos los primeros sumergibles experimentales de esta clase, el Nautilus resultó 'inoperable' para fines militares, pues resultaba ruidoso y era más peligroso para su tripulación que para el potencial enemigo. 
Botadura: 1954.
Planta propulsora: energía atómica.
Eslora: 97 metros.
Desplazamiento: 4.222 toneladas
Profundidad máxima de inmersión: 213 metros.
Velocidad en inmersión: 23 nudos (42,6 km/h)
Tripulación: 111 personas (11 de ellas oficiales) 


El primer submarino estratégico del mundo: SSBN-598 George Washington

El submarino estratégico de propulsión nuclear 'George Washington
El SSBN-598 George Washington, el primer submarino estratégico, fue capaz de cumplir las misiones de disuasión nuclear y dio forma a todos los futuros submarinos de este tipo en todo el mundo. Su arsenal de 16 misiles balísticos nucleares Polaris, que se podían disparar desde posición sumergida de hasta 20 metros, revolucionó las fuerzas nucleares estratégicas navales.
Botadura: 1959
Planta propulsora: nuclear.
Eslora: 116,3 metros.
Desplazamiento: 6.888 toneladas
Profundidad máxima: 270 metros.
Velocidad en inmersión: 25 nudos (46,3 km/h)
Tripulación: 112 personas.

Puedes seguir todas mis noticias a traves de mis paginas Twitter y Facebook                              

No hay comentarios:

Publicar un comentario

EL APARTADO DE COMENTARIOS DE ESTE BLOG ESTÁ MODERADO. SI EL COMENTARIO CONTIENE INSULTOS HACIA UNA NACIÓN, PERSONA ETC... SERÁ BORRADO AL INSTANTE PARA UNA MEJOR CONVIVENCIA EN EL MISMO, UN SALUDO Y GRACIAS POR COMENTAR.