miércoles, 21 de diciembre de 2016

El reemplazo de M-113 avanza a paso firme.



El jueves 15 de diciembre se presentó en la planta de vehículos blindados de York, perteneciente al conglomerado BAE Systems, el primer prototipo del Vehículo Blindado Multi-Propósito (AMPV), el cual tendrá tiene como objetivo principal reemplazar a la ya obsoleta familia de vehículos blindados M-113 que aún prestan servicio en los Equipos de Combate de las Brigadas Blindadas (Armored Brigade Combat Teams, ABCT). La presentación del AMPV no solo es una avance en cuanto a las mejoras y movilidad sino que supone una bocanada de aire fresco para el US Army en cuanto a sus programas de adquisiciones, muchos de los cuales sufren grandes demoras, sobre-costos o directamente terminan cancelados. 

Como ejemplo reciente podemos mencionar al programa Sistema de Combate Futuro (FCS), el cual tenía previsto la incorporación de una nueva familia de vehículos blindados. Pese a que AMPV cuenta con un nuevo diseño de casco, mantiene como principal característica (por requerimiento) una compatibilidad del orden del 60/70%  de sus sistemas con otros vehículos blindados presentes en los ABCT, tales como el vehículo de combate de infantería y caballería M-2A3 Bradley y con el vehículo de combate de artillería M-109A7 Paladin. La incorporación del AMPV representará un gran salto respecto a la familia del M-113, ya que será más eficiente su adquisición y mantenimiento, ofrecerá mejor protección y movilidad, siendo capaz de recibir actualizaciones de sus distintos sistemas gracias a que cuenta con un mayor espacio, potencia y peso.
El AMPV nace en 2013, cuando el US Army emitió los Requerimientos de Propuesta (RFP), los cuales estipulaban un contrato de ingeniería, manufactura y diseño (EMD) por el monto de u$s 458 millones. El mismo sería otorgado a un solo contratista, el cual debería entregar 29 prototipos en sus distintas versiones. En el mencionado RFP se estableció un techo del costo de AMPV, en total unos u$s 1,8 millones, pero posteriormente sería eliminado a los fines de dar mayor flexibilidad a los distintos oferentes. De marchar todo según lo acordado, la etapa EMD (una vez elegido el modelo final), se extendería desde 2015 a 2019, iniciando la producción inicial de bajo ritmo en el 2020. En los planes del US Army se tienen previsto la adquisición de 2907 AMPV a un costo de u$s 10.233 millones. En diciembre de 2014, luego de la evaluación de los distintos oferentes, se seleccionó a BAE Systems para que continuase con la fase EMD. Las versiones del AMPV a  desarrollar incluyen:
– Vehículo de Comando destinado a reemplazar al M-577.
– Vehículo de Tratamiento Médico para reemplazar a los M-577 en esa configuración.
– Vehículo de Evacuación Médica para reemplazar a los M-113A3 en esa configuración.
– Vehículo de Propósito General para reemplazar a los M-113A2/A3.
– Vehículo Transporte de Mortero para reemplazar a los M-1064A3.

Las 5 variantes previstas para el AMPV

Cabe aclarar que las cantidades pretendidas estarán lejos de reemplazar a todas las variantes del M-113 en servicio, quedando aproximadamente unas 2000 unidades presentes en distintas unidades de apoyo. Asimismo, el US Army también deberá procurar vehículos adicionales para sus depósitos pre-posicionados en Europa y el Pacífico. Sin duda se hablará del AMPV por unos cuantos años. (Jesús.R.G.)

Puedes seguir todas mis noticias a traves de mis paginas Twitter y Facebook