miércoles, 24 de agosto de 2016

Rusia anuncia que retira sus aviones de Irán.

A las palabras de Dehghan le siguió la confirmación oficial del portavoz del ministerio de Exteriores, Bahram Qasemí, quien aseguró que «finalizó el uso de la base de Noye por Rusia», un uso que calificó de «temporal y con coordinación» porque «Rusia no tiene base en en el país y no se ha establecido en Irán». 

Esta es una de las claves que explica el cambio de estrategia ya que varios parlamentarios iraníes mostraron su desacuerdo con la llegada de los rusos porque su presencia violaba la Constitución de la república islámica, que prohíbe que fuerzas militares extranjeras estén basadas en el país. Desde el estallido de la guerra en Siria, Moscú y Teherán son aliados del Gobierno de Damasco, pero sus formas de actuar son muy diferentes, sobre todo desde que el presidente Vladimir Putin decidiera comenzar los bombardeos. Mientras que Rusia ha desplegado fuerzas regulares y su ministerio de Defensa publica comunicados diarios sobre las operaciones de sus aviones, la república islámica prefiere mantenerse en un segundo plano y opera de la mano de las Brigadas Al Quds de la Guardia Revolucionaria y de milicias chiíes llegadas de Irak y Afganistán. Los iraníes también han movilizado a la milicia libanesa de Hizbolá, que ellos mismos formaron a medios de los ochenta. 

Una semana después de que Rusia revelara que sus bombarderos de largo alcance Tu-22M3 y los de primera línea Su-34 comenzaban a usar una base en la ciudad iraní de Hamedán para desde allí «combatir al terrorismo» en Siria, la república islámica anunció el final de esta cooperación y en este momento «todos los aviones de las fuerzas aeroespaciales rusas implicados en esa misión están en territorio de Rusia», según informó el portavoz del ministerio de Defensa ruso, Ígor Konáshenkov. En Irán no sentó bien la forma en la que Rusia, su gran aliado en la defensa del presidente Bashar Al Assad, aireó la noticia y el responsable de Defensa, Hossein Dehghan, criticó en una entrevista a la televisión nacional que «los rusos quieren mostrar que son una potencia y un país influyente y que están presentes en todos los procesos de seguridad de la región y del mundo, y por otra parte están interesados en presentarse como un factor contribuyente en la escena de las operaciones de Siria para poder suministrar en futuro su parte frente a EE.UU». (Jesús.R.G.)

Puedes seguir todas mis noticias a traves de ms paginas Twitter y Facebook                               

No hay comentarios:

Publicar un comentario

EL APARTADO DE COMENTARIOS DE ESTE BLOG ESTÁ MODERADO. SI EL COMENTARIO CONTIENE INSULTOS HACIA UNA NACIÓN, PERSONA ETC... SERÁ BORRADO AL INSTANTE PARA UNA MEJOR CONVIVENCIA EN EL MISMO, UN SALUDO Y GRACIAS POR COMENTAR.